Las exequias al De la Sota “renovador”

La crisis del peronismo es estructural e histórica

Aunque De la Sota fatigó con el programa del Estado Nuevo no pudo realizarlo mayormente por su carácter extremadamente reaccionario. Pero condujo la Junta de Gobernadores con su celular conectado a la embajada USA para seleccionar un presidente al volar el helicóptero de De la Rúa fuera de la Casa Rosada. Cinco presidentes nos dieron en una semana.

 

Por Héctor Menéndez • Córdoba, 17 de septiembre de 2018

 

Como lo hemos dicho muchas veces, la crisis del peronismo no es una más de las crisis de los partidos tradicionales de la burguesía en todo el mundo, que pierden sus votos cautivos por la hecatombe mundial del sistema. Además de esa crisis, el peronismo se rompe por la contradicción fundacional entre su base obrera y su dirección burguesa, cuando parte de ella se convierte en el mejor alumno del imperialismo como Menem o cohabita el gobierno proyanqui de Mauricio Macri (MM).

Aunque De la Sota formó parte con Sergio Massa, y votó por MM en la alianza que el imperialismo organizó con la UCR, bajo la batuta de este minoritario conservador vendepatria, muerto De la Sota, todos lo celebran como político independiente, fundamentalmente “renovador”, socio de la renovación de Antonio Cafiero con la que le ganó la interna a Menem en Córdoba mientras Cafiero perdía la interna nacional. Todos especulan con la hipotética herencia de votos cautivos del dirigente muerto negándole a la población y a los peronistas cordobeses la verdadera historia reciente del De la Sota que Duhalde caracterizara como “menemista tardío” cuando volvió de la embajada argentina en Brasil convertido en el más grande neoliberal y pro norteamericano y comenzó a gobernar con el programa del “Estado Nuevo”.

Aunque De la Sota fatigó con el programa del Estado Nuevo no pudo realizarlo mayormente por su carácter extremadamente reaccionario. Pero condujo la Junta de Gobernadores con su celular conectado a la embajada de USA para seleccionar un presidente al volar el helicóptero de De la Rúa fuera de la Casa Rosada. Cinco presidentes nos dieron en una semana.

Su regionalismo, su cordobesismo, se mantuvo cuestionando los gobiernos populares de Néstor y Cristina Kirchner para alimentar la alianza reaccionaria de segunda vuelta que instaló en la presidencia al caudillo conservador minoritario MM que hicieron crecer con la autonomía de la otrora Capital Federal.

No era un político renovador opuesto a la avalancha neoliberal proimperialista: NO.

Nestor Kirchner hizo un acuerdo de tablas podridas votándole a De la Sota los diputados provinciales para que él hiciera votar los legisladores nacionales y el kirchnerismo como la tendencia más progresiva dejó sin dirección y sin partido en Córdoba a una nutrida y valiosa pléyade de militantes kirchneristas/cristinistas. Con esta necrológica falsa celebrando al De la Sota de 1987 vuelven a repetir el error.

En la reunión que el jueves 20 de setiembre en la cancha de Ferro hará la corriente nacional FMN encabezada por los sindicatos de la tendencia Federal que han convocado a las regionales de la CGT de todo el país, la CGT Regional Córdoba de esa tendencia debe decidir construir una dirección política sin esperar de los delasotistas. Hay una ancha corriente de movimientos sociales, de intelectuales, de estudiantes y docentes, de militantes de derechos humanos, del movimiento de mujeres que esperan ser unificados y centralizados para buscar una solución a esta crisis sin salida del gobierno de MM.

Deja una Respuesta

Tu correo electronico no será publicado.